Cremas de tomate

11 / 100

Seguramente hemos escuchado hablar muchas veces sobre las deliciosas cremas de tomate que pueden ser elaboradas tanto frías como calientes, con esta deliciosa crema dejarás encantados a todos en tu hogar, a continuación te muestro su sencilla preparación:

  • 2 a 3 libras de tomate fresco y maduro.
  • 2 Cebollas blancas.
  • 2 Chiles dulces o verdes.
  • 2 Dientes de ajo.
  • 1 Ramillo de culantro.
  • 2 Tazas de leche entera o descremada ((cualquiera de preferencia).)
  • Sal y pimienta.
  • 1 lata de salsa de tomate.
  • 2 cubitos.
  • Hojas de menta ((de elección).)
  • Hongos comestibles.
  1. Limpiar los tomates y retirar de una forma delicada su concha, picar las cebollas blancas junto con el chile verde, colocar los vegetales en un recipiente con 1 taza de agua, machacar el tomate hasta que forme una ligera pasta.
  2. Al recipiente que contiene los vegetales agregarle las dos tazas de leche y añadir la lata de salsa de tomate, echar la sal y pimienta al gusto y los cubitos también, mezclar todo bien hasta que su consistencia sea espesa y cremosa, hervir por aparte los hongos y estos cortarlos en pedazos pequeños.
  3. Picar las hojas de menta y el culantro junto con los dientes de ajo, estos deben estar bien molidos para que no se sientan mucho al momento de comer la crema, añadirlos al recipiente y mezclar todo bien a fuego lento por unos 10 a 15 min retirar y probar nuestra rica crema.
  4. Si deseas comer tu crema este fría lo único que debes hacer es no colocarla al fuego y la cebolla para que no conserve su sabor algo amargo es bueno remojarla en agua con azúcar por 5 minutos así el sabor que predomina será el del tomate, ambas cremas son deliciosas y lo mejor es que pueden hacerse de estas dos formas, siguiendo los mismos pasos solo varia eso en la preparación, ahora disfruta y comparte de esta exquisita receta.